¡¡¡Y de repente llegaste tú!!!

¿Quién no ha vivido la experiencia de enamorarse? con mejores o peores resultados todos hemos sentido esa fuerza de atracción centrípeta y la relativización del mundo, hasta el tiempo se para. Estamos atrapados en una tormenta de neurotransmisores que no vuelve locos.

Es cierto que amar es algo innato en el ser humano, y que desde que se descubrió el amor romántico la vida ya no es la misma, pero ¿qué pasa en nosotros para que hasta nuestras necesidades mas básicas como alimentarnos, dormir, o ponernos un par de calcetines iguales se trastoque por esa persona que de repente (o no) irrumpe en nuestra vida?

¡Pues simplemente un flechazo!

Continuar leyendo “¡¡¡Y de repente llegaste tú!!!”